Este sitio utiliza cookies. Si sigues navegando por este sitio, aceptas el uso de las mismas. [ Acepto ] [ Política de cookies ]

TAMBIÉN EN SANTA VICTORIA

Traslado de urnas demanda 16 horas a lomo de mula en Iruya

En parajes del departamento Iruya donde no hay caminos para el paso de vehículos, las urnas debieron ser trasladadas a lomo de mula. 

NDS |

Por terrenos escabrosos fueron trasladadas las urnas hacia parajes de Iruya.

Dicha actividad fue realizada por Gendarmería Nacional, cuyo personal debió hacer travesías que demandaron entre 13 y 20 horas.

Concluída las PASO, ayer procedieron a derivar nuevamente las urnas hacia Iruya la población cabecera departamental. 

El lapso más extenso ocurrió para llevar las urnas a El Alisar del Porongal, donde se encuentra una escuela en uno de los lugares más inhóspitos de la provincia de Salta, que cuenta con un centenar de electores empadronados.
Otro traslado se concretó hacia la hacia  la escuela N° 4518 Finca Tipayoc – Matancillas, en un viaje a caballo que dura 16 horas. 

La misma situación emocionante tuvieron los oficiales que se dirigieron hasta la escuela N° 4446 en Volcán Higueras, un tramo que a lomo de mula se realiza en no menos de 13 horas.

La situación fue descripta por diario La Nación, destacando la tarea de los  gendarmes para lograr que los habitantes de esos alejados parajes puedan emitir su voto.

En otras zonas

Cabe consignar que lo propio ocurrió con establecimientos educativos que se localizan en el departamento Santa Victoria, también de la zona norte de la provincia.

Al igual que en la zona andina en el departamento Los Andes  y de poblaciones del alto Valle Calchaquí, ubicadas en los departamentos  Cachi, Molinos, San Carlos, entre otros. 

También la geografía de Guachipas motivó un procedimiento similar. 

Más de Provinciales
Incertidumbre por el impacto de la devaluación.

PRESUPUESTO PARA LAS RACIONES DE LOS CHICOS

Preocupa que la partida para comedores sea insuficiente

"Salgo siendo socio del Gobierno en las pérdidas".La frase de un director de una escuelita rural del Interior vino acompañada de la preocupación que se generó por la devaluación de la moneda y las consecuencias que ello va a acarrear en la compra de la mercadería para las escuelas de los comedores escolares.