Este sitio utiliza cookies. Si sigues navegando por este sitio, aceptas el uso de las mismas. [ Acepto ] [ Política de cookies ]

DEJÓ EL PENAL DE CURITIBA

Una multitud recibió a Lula libre tras el fallo de la Corte de Brasil

El exmandatario dejó el penal de Curitiba ayer en la tarde, donde una multitudinaria vigilia lo recibió a su salida. La justicia federal de Brasil autorizó la liberación del exmandatario de Brasil Inácio Lula da Silva, luego de que el  jueves la Corte Suprema del país determinase que era inconstitucional la detención hasta que no estén agotadas todas las instancias judiciales.

Miles de simpatizantes de Lula y del PTB celebraron la libertad de su líder.

Lula da Silva dejó el penal de Curitiba donde estuvo alojado desde el desde el 7 de abril de 2018. El juez federal Danilo Pereira Júnior que falló a favor de la liberación se encontraba subrogando el juzgado de la titular del juzgado N°12 de Curitiba, Carolina Lebbos.

Conocida la resolución de la Corte de Justicia de Brasil el ex presidente Lula da Silva pidió mediante sus abogados su inmediata liberación. "Lula no puede estar una hora más preso, sería ilegal y contra el fallo de la corte", había dicho el abogado Cristiano Martins Zanin luego de reunirse con el exmandatario en la sede de la Policía Federal en Curitiba.

Tras salir de prisión, Lula saludó a la multitud de seguidores que se congregaron en el campamento "Lula Livre" que lo acompaña desde el 7 de abril de 2018 frente a la superintendencia de la Policía Federal.

Triste por su país

El ex presidente dijo estar "triste" por su país, Lula prometió "amor, gratitud y trabajo" a quienes reclamaron su libertad.

Fuera de la cárcel de Curitiba, donde pasó sus últimos 580 días, y luego de hablar ante centenares de dirigentes políticos, sindicales y militantes, el ex presidente Lula Da Silva envió un mensaje a través de sus redes para agradecer a quienes no dejaron de reclamar su libertad. "Voy a trabajar el resto de mi vida para pagarles con amor, gratitud y trabajo", dijo y aseguró que salió de la cárcel "con mucha voluntad de volver a luchar". 

Dentro del auto que lo llevaba nuevamente a su casa y junto a quien había presentado minutos antes como su "compañera", Lula destacó la "conciencia política" de quienes realizaron la vigilia de los 580 días frente a la cárcel de Curitiba. "Después de 500 días de prisión, después de las elecciones y la elección del presidente, el pueblo de Brasil está con más desempleo, viviendo peor", denunció el líder del Partido de los Trabajadores. 
Calificó como "muy triste" la actualidad de su país, pero adelantó que salió de prisión "con mucha voluntad de volver a

luchar". "No quiero hablar mal del presidente (Jair Bolsonaro), no quiero hablar mal del ministro (de Jusitica, Sergio Moro), quiero hablar con el pueblo brasileño y hablar de las cosas que son posibles", arengó.

Más de Mundo
Evo Morales en el avión que lo llevó a México: "Me duele abandonar el país por razones políticas. Pronto volveré con más fuerza y energía".

RENUNCIA Y ASILO ACORRALADO POR LAS FF. AA.

Evo Morales ya está bajo la protección del Gobierno de México

El avión que llevó a Evo Morales a México despegó de Cochabamba esta madrugada e hizo escala en Paraguay. Fue todo un trámite de relaciones exteriores sacar al presidente renununciante por la negativa para colaborar de varios países de la región. Hoy ya está bajo la protección del Gobierno de López Obrador.

Pedro Sánchez celebra la victoria electoral. La formación de gobierno se anuncia como un rompecabezas en España.

AVANZA DE LA ULTRADERECHA

Sánchez ganó en España pero no le alcanza

El Partido Socialista volvió a ser la fuerza más votada pero nuevamente quedó lejos de poder formar gobierno por su cuenta. El PP aumentó 21 escaños y la ultraderecha de Vox pasa de ser una fuerza marginal a tener 52 diputados.

El ahora ex presidente de Bolivia. "Los golpistas destruyen el Estado de Derecho”, dijo al presentar su renuncia.

INCERTIDUMBRE POR QUIÉN GOBIERNA BOLIVIA

Evo Morales renunció a la presidencia y denunció golpe de Estado

Evo Morales renunció ayer domingo a la presidencia de Bolivia y denunció un golpe de Estado cívico-policial luego de que tanto la oposición como las FF.AA, le reclamaran la dimisión. Junto con Morales renunció también el vicepresidente Álvaro García Linera.