Este sitio utiliza cookies. Si sigues navegando por este sitio, aceptas el uso de las mismas. [ Acepto ] [ Política de cookies ]

SE DESATÓ LA INTERNA DEMÓCRATA

El magnate Michael Bloomberg aspira a la presidencia de EE.UU.

La inminente irrupción de Michael Bloomberg en la carrera presidencial de Estados Unidos desató la alarma de sus rivales de la interna demócrata, que redoblaron sus críticas al magnate y lo acusaron de querer comprar su llegada a la Casa Blanca, todo sin dejar de atacarse entre ellos mismos en busca de sacar ventaja en la pelea.

Se desató una polémica interna demócrata, todos contra el millonario Michael Bloomberg.

Algunos de los cuestionamientos más cáusticos contra Bloomberg fueron de aspirantes que buscan recuperar terreno tras magros resultados en el caucus de Iowa y la primaria de New Hampshire, como la senadora progresista Elizabeth Warren y el ex vicepresidente y candidato centrista Joe Biden.

Biden dijo a la cadena ABC que no creía "que alguien pueda comprar la elección", en alusión a los más de 260 millones de dólares que el ex alcalde de Nueva York ha puesto de su bolsillo en su campaña, pese a haberse salteado las primeras internas para competir directamente en el Supermartes del mes que viene, cuando se vota en 14 estados.

Warren, por su parte, atacó a Bloomberg por comentarios que hizo en 2008 acerca de que la crisis financiera de ese año se desató en parte por poner fin a una conocida práctica discriminatoria  en negar sistemáticamente servicios financieros, de salud y hasta supermercados a barrios habitados por miembros de minorías raciales. 

A las críticas demócratas se sumo el presidente Donald Trump, que busca su reelección el 3 de noviembre, quien se burló de Bloomberg. "Mini Mike es una masa de energía muerta de metro y medio (...) es un PERDEDOR con plata", tuiteó.

Más de Mundo
Escuadrones de agentes antidisturbios a pie custodian y reprimen a manifestantes en toda la zona cercana a la Quinta Vergara.

SE MANIFIESTAN EN LA PLAZA VERGARA

Siguen las protestas y represión en una Viña del Mar blindada

La policía chilena reprimió nuevas manifestaciones a pocas cuadras de la Quinta Vergara, sede del festival de Viña del Mar. El gobierno de Sebastián Piñera decidió redoblar la presencia de las fuerzas de seguridad en la zona.