Este sitio utiliza cookies. Si sigues navegando por este sitio, aceptas el uso de las mismas. [ Acepto ] [ Política de cookies ]

CONTRA UN SACERDOTE PROFESOR

Afirman que la Católica tendría arreglado archivar una causa de acoso

El 4 de febrero ingresó al Ministerio Público Fiscal una denuncia en la que dos alumnos acusan al docente de teología de la Universidad Católica de Salta, Luis Talló Figueroa, que el sacerdote les habría solicitado favores sexuales a cambio de calificaciones en su materia.

NDS |

La Justicia investiga denuncia contra un sacerdote de la Católica de pedido favores sexuales a cambio de la aprobación de la materia teología.

Se demandó se inicie una investigación en relación a estas denuncias que la casa de altos estudios ya la habría recibido a través de una carta documento.

Tras las denuncias en contra de Luis Talló Figueroa por estos supuestos pedidos de favores se inició una causa penal con la finalidad se investiguen los hechos.

Sin embargo, desde su defensa, que ejerce el abogado Juan Casabella Dávalos, se asegura que los representantes legales de la Universidad Católica de Salta, pidieron se la archive. Al mismo tiempo el letrado sostiene que todo es parte de una interna entre la institución educativa y la Curia Eclesiástica.

Para el defensor de Talló la causa penal que iniciaron está centrada en que es de su interés se averigüen “hasta las últimas consecuencias” los delitos que se le endilgan a Talló tales como el de coacción, falsificaciones de exámenes y eventuales acosos sexuales en la Universidad Católica de Salta.

El archivo de la causa estaría arreglado

Sin embargo, lejos de significar que se iba a poner en manos de la justicia toda la documentación necesaria a fin de lograr llegar a la verdad de despido, Casabella sostuvo a Nuevo Diario que desde la UCASal se presentó con urgencia a pedir a la Fiscalía actuante que archive las actuaciones, con el agravante de que uno de los vicerrectores, estaría afirmando en un audio que “ya estaría arreglado ese archivo de causa”.

Esa causa penal, se tramita ante la Fiscalía Penal Nº 1 a cargo de Horacio Córdoba (bajo el Nº OOD 171/2020). Mientras que cabe acotar que por las denuncias de tinte sexual existe otra causa en marcha, ante la Fiscalía UDIS Nº 2 a cargo de Rodrigo Miralpeix (como Averiguación Preliminar), en la que ya se habría intimado al rector Rodolfo Gallo Cornejo a remitir los antecedentes.

Al respecto cabe acotar que la carta documento, enviada a Tallo, la semana anterior, decía que se ha tomado conocimiento, por denuncias escritas, de “gravísimos hechos, consistentes en haber pedido favores sexuales a cambio de la aprobación de la materia teología”; por lo que la Universidad “repudia su proceder y manifiesta el incondicional acompañamiento y asistencia de los alumnos víctimas”.

Más de Judiciales
Los documentos salariales confidenciales salieron de la PC de un empleado de la ANSES y fueron publicado por un medio periodístico.

UNA EX FUNCIONARIA LO DENUNCIÓ

Acusan a un empleado de la ANSES de filtrar datos confidenciales

Se conoció a través de una publicación por un semanario local, que una ex funcionaria de la anterior gestión de la Cámara de Diputados cobraba un sueldo demasiado abultado, lo que llevó a la mujer a denunciar al medio periodístico y a un empleado de la ANSES que filtró los documentos considerados confidenciales.

Además de someter a sus bajos instintos sexuales a sus dos hijas, el padre las tenía amenazadas.

AGRAVADO POR AMENAZAS Y COACCIÓN

Irá a juicio un padre por la violación de dos hijas menores

El fiscal penal 1 de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Sergio Federico Obeid, requirió ante el Juzgado de Garantías 8 la elevación a juicio de la causa que tiene como imputado un hombre de 42 años, acusado de abusar de sus dos hijas menores y amenazarlas.

La policía frente a la casa de la familia Flores, donde una pelea terminó de manera fatal. David Flores fue condenado a la pena de prisión perpetua.

LO ATACÓ MIENTRAS DORMÍA EN ORÁN

Perpetua por asesinar a cuchilladas a su hermano mayor

El homicida, Diego Javier Flores, de 22 años, fue hallado culpable del homicidio de su hermano mayor, Jorge Luis, a quien mató mientras dormía en la casa que ambos ocupaban en la calle Los Robles al 1.600, en Orán.